Qué es la Elastina?

La Elastina

Entre los componentes de todos los seres vivos se encuentran presentes componentes básicos como las proteínas, éstas pueden ser de dos tipos: funcionales y estructurales. Dentro del primer tipo se encuentran las enzimas, y dentro del segundo se encuentran las membranas celulares, los tejidos, entre otros. El tejido conectivo está compuesto de células que se encuentran dispersas, así como de una gran cantidad de proteínas conocidas como fibrosas, la elastina forma parte de dichas proteínas.
La elastina es una proteína, y que como su nombre indica, se encuentra presente para otorgar elasticidad a una estructura orgánica. Se localiza debajo de la epidermis, en la zona conocida como dermis, de la que conforma un 3% de su composición. Constituye la mayor parte de fibras de tejido amarillo, denominadas como elásticas que se encuentran presentes en diferentes partes del cuerpo, como en el oído externo, en el canal del oído y en la garganta.

La elastina es una de las proteínas esenciales que están presentes en nuestro cuerpo para mantener a la piel no sólo sana, sino también suave, firme y flexible. Es decir, la elastina es un elemento que mantiene joven a nuestra piel. Nos proporciona además elasticidad y flexibilidad. Cuando una persona crece y se desarrolla comienza a mostrar arrugas en las mejillas y en la zona periférica de los ojos, esto quiere decir que ha comenzado a disminuir.
La elastina es una fibra de proteína que se encuentra presente en la piel, pero también en los ligamentos y en las arterias, sirve para mantenerlos rígidos y estables, es decir para mantenerlos en su posición y en correcto funcionamiento.

Gracias a su habilidad de estirar la elastina sirve también para que la piel de cualquier parte del cuerpo no sufra si es que se ve expuesta a un crecimiento, como por ejemplo en el embarazo,  es esa proteína que permite que la piel del vientre de la mujer logre estirarse sin problemas y sin riesgos de quebrarse. Lo que no quiere decir que la piel regresará a su punto inicial, es decir, no se destruye pero no regresa a su posición inicial y es que las alteraciones hormonales o los cambios súbitos de peso alteran directamente a la elastina, dando lugar a la flacidez.
Otra función de la elastina está relacionada con que permite la unión de las células, así como la formación del tejido biológico, es pues útil e importante para el correcto funcionamiento de los pulmones, vasos sanguíneos, tejido conectivo, tendones y los cartílagos.

¿Qué es la elastina? Tratamiento con elastina, que alimentos la contienen. La elastina pura y en domestica.